Esto no es basura!

Receta publicada: 26/06/2017
Receta modificada: 14/07/2017
Dificultad
Tiempo de construcción
8 horas
Tipología de objeto
Licencia
Esto no es basura! por Bea Lema está bajo licencia Creative Commons — Reconocimiento-No Comercial-Compartir Igual
Archivos adjuntos
No votes yet.
Please wait...
Esto no es basura!

¿Realmente necesitamos una lámpara más en un mundo saturado de objetos? ¿Cuál es el papel del diseñador en la sociedad actual? ¿Qué puede aportar el diseño para construir un mundo mejor? De estas preguntas surge la idea comenzar a trabajar con residuos. La basura es el material más abundante y de fácil alcance en nuestro entorno.  Me atrajo la idea de utilizar procesos o materiales de la industria, pero de una manera artesanal. Así empecé a experimentar con plásticos recuperados,…

Ver la Memoria completa



Preparación paso a paso

  1. 1. Lavar los envases de plástico. Cortar la base y la parte superior. Comenzar a hacer virutas con el pelador de cocina.

    2. Encender la plancha de cocina. Cuando esté caliente cubrir con papel de horno. A continuación esparcir las virutas de plástico. Cubrir de nuevo con papel y presionar utilizando la llana. Utilizar mascarilla y guantes durante este proceso.

    3. Cuando el plástico comience a derretirse retirar e introducir inmediatamente en el molde, presionando contra las paredes, para que tome la forma de estas. Pasados unos segundos extraer. Repetir el proceso varias veces.

    4. Cuando tengamos unas tres o cuatro piezas las uniremos con bridas para crear nuestra tulipa.

     
  2. 5. Cuando ya tengamos nuestra tulipa comenzaremos a construir la estructura de la lámpara.
  3. 5.
  4. 6. Finalmente realizamos la instalación eléctrica.

    Puedes ver más imágenes aquí y aquí.

¿Realmente necesitamos una lámpara más en un mundo saturado de
objetos?

¿Cuál es el papel del diseñador en la sociedad actual?

¿Qué puede aportar el diseño para construir un mundo mejor?

De estas preguntas surge la idea comenzar a trabajar con residuos.
La basura es el material más abundante y de fácil alcance en nuestro entorno. 

Me atrajo la idea de utilizar procesos o materiales de la
industria, pero de una manera artesanal. Así empecé a experimentar con
plásticos recuperados, realizando pruebas y viendo sus posibilidades. De este
proceso surgió la lámpara “Esto no es basura!”.

Más imágenes aquí.

Sin comentarios aun. ¡Deja el primer comentario!

Debes iniciar sesión para publicar un comentario.